fbpx

Estar conectados con nuestros clientes

cecilia martin bonaideastudio

Por CECILIA MARTIN

Tocará renovarse al acabar el confinamiento, ya estamos alertados. Muchas empresas han sido extremadamente reacias a siquiera acercarse a la digitalización y automatización en su funcionamiento. 

El funcionamiento analógico extremo les ha funcionado lo suficientemente bien como para no pensar en ofrecer un extra a sus clientes o encontrar una manera de expandirse gracias al poder existir también online.

Hoy, que millones de empresas han tenido que cerrar temporalmente, solamente aquellas que sepan reinventarse saldrán beneficiadas de esta crisis. Beneficiadas del aprendizaje, del crecimiento y en muchos casos incluso del poder seguir facturando cuando las persianas están echadas. 

“Invertir en nosotros o en nuestras empresas en un momento de crisis es tal vez la única manera de salir de pie cuando todo pase.”

Toca pensar de otra manera, reestructurarnos mentalmente como empresas o profesionales para conectarnos con nuestros clientes a quienes no podremos verles las caras ni saber qué piensan pero sí saber qué necesitan. Es el momento de invertir, aunque sea poco o incluso aunque no sea en dinero, invertir en crecer. 

Formarse si no hay dinero y aprender a hacer algo que hasta ahora tenías que pagar o invertir si aún te queda un pequeño margen para que tu empresa esté en ese lugar donde de momento te pueden seguir viendo: internet. 

Las redes como puente virtual esencial

Son muchas las empresas que han puesto una pausa a todo lo que implique comunicación, redes sociales, publicidad. Una pausa hasta que todo pase que no necesariamente les permita recuperarse lo rápido que necesiten. 

Cuando el motor se para, se vuelve para atrás, se pierde gran parte del trabajo en redes realizado durante el último tiempo pero se pierde algo más importante: el contacto con nuestros clientes cuando más lo necesitamos.

Si nos enfocamos el algoritmos, en estadísticas, en visitas que descienden y que nos hacen creer que nuestra decisión era la más acertada, en realidad nos hace tomar el camino equivocado.

Ahora que tenemos más tiempo, debemos invertir, reinventarnos como profesionales, como empresas, ampliar herramientas digitales que no utilizábamos por falta de tiempo o exceso de pereza. 

¿Tienes una tienda física que ha tenido que bajar sus persianas? ¡Abre una tienda online! Sigue vendiendo tus productos, muéstralos a más gente. Incluso puedes conseguir otras tiendas que quieran venderlo, expándete!

¿Ofreces servicios intangibles? Crea una web desde donde puedas ofrecer tus servicios a través de consultorías a medida, con toda la información y un valor añadido que te distinga de tus competidores.

Todas las empresas, da igual el sector, tienen ahora mismo una oportunidad de mostrarse al mercado de otra manera, ya sea para seguir facturando ahora o para darse a conocer lo suficiente para que la vuelta tras el confinamiento sea con más fuerza que antes. 

Si tienes dudas, escríbeme y sin compromiso puedo asesorarte sobre qué podrías hacer con tu empresa ahora. 

Te leo…


Artículo añadido al carrito.
0 artículos - 0.00